PharmadeSolution: le damos algunos consejos para la localización de su oficina de Farmacia. Es algo de vital importancia para que funcione su proyecto.

Es la ubicación de la oficina de Farmacia. En España, en la actualidad, tiene un carácter restrictivo en cuanto a su emplazamiento. Las acciones que podemos ejercer las abordamos desde aspectos generales y desde aspectos físicos.

La localización

Entorno geográfico:

habrá que conocer perfectamente el entorno. Para ello tendremos que realizar un análisis del mercado local.

Distancia a otro centros sanitarios:

es primordial conocer los centros de salud  que existen a nuestro alrededor y a partir de ahí, en función de l mayor o menor distancia, establecer puntos de apoyo para la captación de clientes que vengan con recetas expedidas en ambulatorios, hospitales, centros de salud y clínicas.

Centros de atracción del público:

son focos generadores de atracción, de los que nuestro establecimiento se puede beneficiar. A moso de ejemplo podemos nombrar: mercados, cafeterías, cines y grandes almacenes.

Potencial de los clientes:

es fundamental conocer la distribución de la población en función de las variables de edad, sexo, poder de compra, gustos y hábitos de consumo.

Competencia en la zona:

debemos analizar y estudiar nuestros principales establecimientos, tales como:

  1. Farmacias próximas: serán nuestros competidores más inmediatos. Hay que valorar aspectos como la distancia, políticas comerciales, cómo están atendidas y acciones comerciales que realizan.
  2. Establecimientos similares: tendremos que analizar otros establecimientos que comercialicen productos similares a los nuestros (ortopedias, tiendas dietéticas y parafarmacias).
  3. Evolución demográfica: tenemos que conocer factores como:
  • Estacionalidad: farmacias situadas en zonas de veraneo o de descanso. En este tipo de farmacias se produce un aumento espectacular de ventas durante determinados periodos del año, para caer en la atonía vendedora el resto del año.
  • Población flotante: también es muy frecuente encontramos farmacias que dependen no del público que reside en su zona de influencia, sino de la población flotante.
  • Pirámide de edad: estar atentos a los cambios generacionales que se producen en nuestra zona de influencia.
  • Poder de compra: hay que adaptar los productos de la farmacia al poder adquisitivo del público objetivo de la zona

Vías de comunicación:

igualmente habrá que tener en cuenta factores de situación de la farmacia, factores como calle peatonal, tráfico de la zona, obstáculos existentes y proximidad de paradas de transporte público

Hay que tener presentes ciertas consideraciones de tipo legal o administrativo, las cuales pueden producir variaciones importantes encaso de que se produzcan. Así, habrá que tener en cuenta la posibilidad de aperturas de farmacia y otras licencias fiscales, que puedan vender productos similares a los que se venden en las farmacias.

Más información: Marketing y Ventas en la Oficina de Farmacia. Escrito por Antonio Merino Fernández.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *