Las tiendas de ropa compiten cada vez más en cuanto a tamaño, estilo y diferenciación y, aquí, los pequeños detalles cuentan. Decoración nuevas colecciones en tiendas de ropa.

Las tiendas de ropa compiten cada vez más en cuanto a tamaño, estilo y diferenciación y, aquí, los pequeños detalles cuentan. Por eso, queremos repasar contigo algunos trucos para decorar tu nueva colección, creando intriga y necesidad “de conocer más” en el cliente.

Decoración nueva colección en tiendas de moda

Para ello, puedes recurrir a distintas estrategias de venta y marketing como los showrooms, sesiones exclusivas de presentación de la nueva colección para tu clientela más fiel (no más de 30 personas) que, en ocasiones, lleva aparejados algunos descuentos de lanzamiento para clientes VIP. Ofréceles algún “picoteo” rápido; mientras, podrás explicarles las claves de la nueva colección, cómo combinar colores o qué complementos vestir en cada ocasión.

Si te parece una buena idea ¡adelante! Solamente necesitarás un par de horas al final de la jornada para mantener la tienda cerrada al público. Además, no será necesario recurrir a un pase de modelos; con ayuda de algunos percheros burro será suficiente. Eso sí, no te olvides de planchar la ropa y presta atención a otros aspectos valiosos como la iluminación, la temperatura, el olor o la música de fondo.

¡Harán que tus invitados se sientan como en casa!

Mientras tanto, y hasta que decidas poner todos los artículos de la nueva colección a la vista de los clientes, juega con el misterio. Adelanta algunas prendas “estrella” en los expositores de tu tienda; aquellas de mayor demanda o rotación. Serán las encargadas de despertar la curiosidad por conocer el resto de productos de la nueva temporada. Además, podrás apoyarte en redes sociales como Instagram o Facebook para mostrar imágenes de algunos complementos “gancho” (bolsos, zapatos, pañuelos) y dirigir a tu clientela hacia la tienda física para ver, tocar y probárselos.

Una vez presentada toda la colección, examina cada elemento de tu tienda para asegurarte de que comunican y transmiten el mismo mensaje comercial. Desde el escaparate, hasta los pasillos centrales, probadores o mostrador. Todo deberá tener unidad –brillar con el mismo diseño, personalidad e identidad corporativa- para no sobrecargar ni confundir al cliente y, por supuesto, para lograr esa ansiada diferenciación con respecto a otras tiendas y marcas. Finalmente, dispón los muebles auxiliares, sillones, percheros burro y expositores de tu tienda en los sitios clave –zonas frías y calientes- para aportar funcionalidad, sin entorpecer el paso, y añadir valor a tu clientela durante su recorrido por el interior del establecimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *